Archivo de la etiqueta: zonas restringidas

Zonas limitadas en vuelo con equipos DJI

La proliferación de los drones tanto recreativos como profesionales, ha planteado un problema en la entrada de éstos a zonas prohibidas o con riesgo. Por ejemplo hace unos meses, un dron estuvo sobrevolando el palacio de la Zarzuela y ninguno de los guardias sabía qué hacer, ya que no se había dado el caso. Ahora, como ya comentamos en una entrada anterior, existe un equipo especial de la guardia civil que es capaz de inutilizar estos dispositivos y permite la detección incluso de la fuente origen, es decir, el piloto. 

Esto no solo ha ocurrido en España, en estados unidos previamente, se dieron un conjunto de situaciones anómalas que levantaron todas las alarmas. Drones en la casa blanca, en áreas militares, etc… ésto llevó al gobierno de estados unidos ha hablar con los fabricantes y exigirles, que dentro de sus sistemas introdujeran limitaciones al vuelo en determinadas zonas. 

DJI, uno de los mayores fabricantes de drones y prácticamente líder en el sector, tomó muy en cuenta dicha exigencia e introdujo las coordenadas de aquellos sitios que se le pedían. Sobre todo los aeropuertos, zonas militares y zonas prohibidas.

Zonas marcadas en los sistemas DJI
En la imagen podemos ver las zonas introducidas por DJI en sus navegadores.

En la imagen anterior, vemos un ejemplo extraído de la web de dji flysafe  como se puede observar hay zonas marcadas de verde, donde el dron nos avisa de que tomemos precaución en vuelo, zonas amarillas en las que no entra o nos avanzará el dron (para poder hacerlo es necesario pedir autorización a DJI, en la página de rc-innovations los explican muy claramente).

En el mapa, podemos vez: zonas rojas, zonas amarillas y zonas verdes. En éstas últimas, el dron nos dará un aviso de que volemos con precaución, en las zonas amarillas el dron, no nos dejará entrar, a no ser que solicitemos una autorización específica a DJI a través de un formulario. Y en las zonas roja, deberemos de ponernos en contacto con DJI para justificar que podemos entrar en dicha zona. 

A modo de conclusión, podemos decir que si volar, resulta un tanto burocrático, el tener que contactar con el fabricante para volar sobre zonas en las que previamente, hemos pedido autorización, resulta ser un trastorno para poder volar. Si bien es cierto que es una solución muy buena para el sector del hobby o recreativo, ya que impide que los drones, entren en zonas prohibidas. Aunque eso conlleve más trabajo para el profesional.

¿Es fácil volar legalmente un dron?

La pregunta es sencilla, la mayoría de la gente piensa que los requisitos son relativamente aceptables. Nos sacamos el carnet de piloto de drones, nos hacemos operador (eso si, realizando una ingesta tremenda de documentación) y listos. podemos empezar a volar. Y aquí es donde comienza nuestro calvario, solo hay que echarle un vistazo al espacio aéreo Español. El de la siguiente imagen:

Imagen del espacio aéreo Español
Zonas que requieren autorización o que no está permitido el vuelo.

Automáticamente, descubrimos para nuestra sorpresa que todo el espacio está lleno de polígonos, zonas redondas, etc, etc…. Todos los aeródromos, aeropuertos, zonas militares, zonas de exclusión, notams activos…

Es decir, que después de todo lo que nos ha costado llegar a ser operador, nos vemos inmersos en la burocracia de las autorizaciones. Pero concretemos un poco más. Digamos que un cliente, nos solicita un trabajo en la zona del Cortijo, que es un barrio cercano a Logroño (La Rioja). 

Nosotros todo contentos, porque hemos enganchado a un cliente para cobrarle un módico precio por unas grabaciones. Nos vamos a la página de enaire, para hacerlo todo legal (por su puesto) y dibujamos el cuadradito donde vamos a volar. que es el de la siguiente imagen.

Ejemplo de Operación con drones
Zona elegida: El cortijo, barrio de Logroño

Como podemos observar, nos  aparecen unas cuantas alertas en la parte izquierda, que son obligatorias de cumplir para poder volar. Vamos a verlas:

En primer lugar nos dice que estamos en la zona LER99C que es competencia del ejército del aire, y por lo tanto necesitamos pedir autorización

En segundo lugar estamos en la zona de influencia del aeródromo de logroño, por lo que tenemos que coordinarnos con ellos (de antemano tenemos que tener un documento por escrito de que lo podemos hacer, dicho por los técnicos de AESA en la reunión informativa)

Y luego, nos encontramos en la zona de seguridad del helipuerto de elciego, cuyos gestores son «vinos de los herederos del marques de Riscal, s.a.»

En fin, para poder hacer un trabajito de 300€ tengo que pedir tres autorizaciones con sus correspondientes planes de seguridad coordinación, etc… y suponiendo que todos me digan que si. ¿A que resulta fácil volar?

Por último vendría el tema de que resulta que nos piden unas tomas dentro de «el cortijo» que es un pequeño barrio. Automáticamente, necesitamos dos permisos más. El del alcalde del pueblo (con posible intervención de la policía municipal) y el del gobierno civil de La Rioja.

Resumiendo, lo que parecía una sencilla misión para cobrarle 300 tristes euros a un cliente, se ha convertido en un calvario de permisos y papeleos que seguramente nos cuesten mucho más que lo que vamos a cobrar. Si analizamos los pasos a seguir, tenemos a cinco agentes implicados, es decir pedir 5 permisos, suponiendo que todos nos digan que sí y en el mismo espacio de tiempo, no hay problema. Pero…. ¿y si alguno pone trabas?

Para concluir este primer artículo de una serie que vamos a continuar, para explicar los procedimientos de trabajo (más bien el calvario de trabajo y documentación que hace falta para volar), diré que no es sencillo volar de manera «Legal», lo que hace que mucha gente decida trabajar de forma «pirata» (los conozco a patadas, no piden permisos y hacen que los que cumplimos todos los pasos tengamos muchos más problemas). En los próximos artículos iremos profundizando en éstos temas, que, en algunos casos son desconocidos para los propios operadores y no digamos para la gente que los utiliza de hobby.